Guiso de chile verde asado – Shepherd’s Express

Después de siete fascinantes años en Nuevo México, nací como parte. Especialmente mi estómago. El comienzo del otoño es mi época favorita, porque el final de otro verano caluroso siempre ha dado un alivio agradable, pero sobre todo este año con un cierto aroma arriba y abajo del Valle del Río Grande. El asado a gran escala de chiles verdes llena el aire con una frescura mágica basada en usted para el paisaje árido de follaje otoñal y sidra en Nueva Inglaterra.

El Chile Verde tiene el poder de transformarse en alimento. Esto puede convertir una hamburguesa con queso en una hamburguesa con queso con chile verde o huevos escalfados en huevos revueltos con chile verde. Este simple cambio suena temprano, pero conduce a un salto cuántico en el gusto.

Entonces el Chile verde es el tema principal. No debe confundirse con este estofado de “chile”, una mezcla del Medio Oeste similar a Sloppy Joe con frijoles que de alguna manera llegó a Texas. Un guiso de chile verde de Nuevo México es tan esponjoso y delicado como la brisa de la tarde después de una lluvia monzónica.

Pero aunque los pimientos verdes asados ​​y los deliciosos alimentos que cultivan son fundamentales para su identidad, Nuevo México no tiene el monopolio de cultivar, asar y preparar pimientos verdes. No hay suelo o lluvia local ni nada que haga que el chile verde mexicano local sea intrínsecamente mejor que los pimientos verdes cultivados en Nueva Jersey.

La principal diferencia es que un agricultor obtendrá mejores rendimientos en eclosión, nm y duluth, mn. Pero lo más importante, más importante que dónde se cultiva o de qué tipo, es que Chile debe cosecharse de manera oportuna. De lo contrario, el sabor desaparecerá.

READ  Científico chileno planea limpiar la mía con bacterias 'devoradoras de metales'

El chile verde, por definición, es un chile verde. Cada pimiento en la tierra eventualmente se volverá rojo como cada hoja de arce. El truco es cosechar antes de que el chile comience a ponerse rojo. Hasta entonces, todos son verdes, por lo que la única forma de saber si Chile está listo para la cosecha es al gusto. Lamentablemente, la mayoría de los agricultores fuera de Nuevo México no saben cómo es el chile verde.

Si es amarillo o rojo, está bien. Tienen una palabra cuando se mezclan pimientos rojos y verdes en Nuevo México. Lo llaman “Navidad”.

Cuando pongo chiles verdes a la parrilla, es una de las tres razones. Los chiles verdes asados ​​se congelan bien, mucho mejor que los chiles frescos. Además de la bolsa del congelador, los chiles verdes asados ​​también están protegidos por una piel que se desprende cuando está listo para usar.

Otra razón para tener chiles verdes a la parrilla es porque hay carne a la parrilla, por lo que los chiles verdes son como un buen vino cuando se trata de revelar el sabor de la carne.

La razón fundamental para tener chiles verdes a la parrilla es hacer una olla de chiles verdes. Cuando hago eso, pongo otros ingredientes en la parrilla, incluidos tomates, papas, cebollas, maíz y carne. Una vez que han desarrollado su mejor carácter sobre el carbón ardiendo, pongo los ingredientes en una olla y preparo el chile.

Chile verde a la parrilla

El clima fresco del otoño es un buen momento para reunirse alrededor de una parrilla tibia, disfrutar de una receta y preparar un maravilloso guiso de otoño para el resto. No decore ni agregue hierbas al cocinar. Sin orégano, sin cilantro. Green Chile llena ese espacio.

READ  Universidad de Artes y Ciencias

Sirve para 10

  • ப் taza de aminoácidos líquidos o salsa de soja (usan Maggi en México)
  • Taza de aceite de oliva
  • 1 cucharada de sal
  • 1 cucharada de pimienta
  • 4 dientes de ajo picados
  • 1 libra de cebolla, cortada por la mitad con ecuador
  • 2 libras de tomates
  • 2-3 libras de carne con hueso, como pierna
  • 3 libras de chile verde – Me gusta la combinación de anaheim y jalapeños
  • 1 libra de papas
  • 3 mazorcas de maíz, sin batir
  • 2 manzanas
  • Cebolla picada para decorar

Primero, prepare la carne a partir de los aminoácidos líquidos, aceite de oliva, ajo, sal y pimienta. Agregue las papas, las cebollas, los tomates y la carne a la carne y reserve.

La parrilla se calentará. Utilizo briquetas de combustión dura, que se queman rápidamente y agregan un toque ahumado y urgente al proceso.

Coloca los tallos de elote a lo largo del perímetro de la parrilla y fríelos en el chile a fuego medio, volteándolos tan pronto como empiecen a hervir. Mire el maíz de cocción lenta en el borde y gírelo según sea necesario. Cuando el chile esté ampollado pero no redondo, retírelo de la parrilla, déjelo marinar en la sartén y cúbralo con una tapa hermética. Este paso, llamado “sudor”, permite que el sabor del chile verde se desarrolle por completo y que la cáscara se desprenda fácilmente.

Agregue los tomates, las papas, las cebollas y la carne a la parrilla (o hágalo todo de una vez si su parrilla es lo suficientemente grande o su volumen es lo suficientemente grande). No deje que nada se queme, pero manténgalo marrón y cúbralo con las marcas de la parrilla. No tienes que preocuparte por cocinar todo. Como está frito, agregue todo incluido el elote agregado a la carne nuevamente con el chile y cubra para que todos los ingredientes suden juntos.

READ  Reyes de Washington es el primer chileno en jugar en la NFL

Yo uso una olla con un inserto perforado, como se usa para hacer pasta. Corta la carne de los huesos y córtala en trozos grandes. Picar el maíz. Agrega esta carne y papas al fondo de la olla. Luego agregue el relleno y rellene con los huesos, los tomates, las manzanas, las cebollas y la maicena. Agregue la carne restante y deje hervir. Cocine hasta que la carne esté tierna. Cuando esté cocido, pelar y picar las semillas y los chiles verdes asados.

Dejar el caldo en un caldo con la carne y las rodajas de patata y quitar el tapón. Sirva en tazones con guarnición de chiles verdes, maíz y cebolla picada.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Diario Deportivo